Las llamaradas solares ponen en riesgo también a los satélites

Las llamaradas solares ponen en riesgo también a los satélites

Durante estos días de intensa radiación proveniente del sol, hoy golpeará la Tierra la mayor tormenta solar desde el año 2005.

Expertos de la NASA, dieron a conocer un informe en donde advierten que la radiación que provoca el Sol, en su ciclo de máxima actividad, podría causarles daños graves a los satélites que se encuentran en órbita alrededor de la Tierra.

Las radiaciones solares pueden llegar a ser letales para los satélites, en orbitas bajas, y equipos electrónicos, reduciendo hasta una quinta parte su vida útil, lo que llevaría a desaparecer una porción de ellos, en cuestión de años. Esto también incluye fallos en las comunicaciones de radio, y vuelos comerciales.

La intensidad del fenómeno garantiza, una vez más, espectaculares auroras boreales, incluso mucho más al sur de lo que es habitual. Por lo que respecta a la tormenta geomagnética (la perturbación de la magnetosfera causada por la nube de material solar), será la mayor que sufra nuestro planeta desde 2005.

A pesar de ello, su intensidad se considera «medio alta», por lo que se la ha clasificado como «fuerte», pero no como «severa» o «extrema».Lo cual significa que, por ejemplo, será capaz de provocar fallos en los ordenadores de a bordo de los satélites en órbita y de interferir en las comunicaciones de radio de la zona polar.

Dichos riesgos se mantendrán hasta mañána, miércoles. La tormenta geomagnética podría afectar también a algunos vuelos comerciales del hemisferio norte, a las refinerías de crudo y a las comunicaciones de las misiones científicas en el Ártico.